Robótica en Arequipa - Grupo Educativa: GPS: Sistema será renovado por los Estados Unidos

lunes, 24 de mayo de 2010

GPS: Sistema será renovado por los Estados Unidos

La tecnología detrás del sistema GPS o Sistema de Posicionamiento Global data de principios de los años 70, época en la que el Departamento de Defensa de los Estados Unidos impulsó el proyecto como un sistema de apoyo para la navegación durante la Guerra Fría.
Hoy en día hay más de mil millones de aparatos utilizando el sistema GPS, incluyendo no sólo los dispositivos de condución asistida para automóviles sino tambien aplicaciones agrícolas, navieras, aéreas, sistemas de control de flota, explotaciones mineras, robots antibombas, cajeros automáticos y hasta la bolsa de Wall Street, que se toma de los relojes atómicos del sistema GPS para fechar las transacciones. Hay usos gratuitos como el que se puede hacer con Google Maps o Nokia OVI Maps, y usos comerciales que obviamente se esmeran en ofrecer mayor valor agregado. Tan masivo es el uso del GPS que algunos incluso lo consideran el único medio de comunicación comparable a Internet.
Como muchos han de saber, los satélites del sistema GPS están permanentemente emitiendo una señal. Los dispositivos que el usuario final emplea en tierra usan la intensidad de la señal de al menos cuatro satélites para determinar la posición actual. Hasta el año 2000, la señal que recibían los GPS comerciales era deliberadamente empeorada por la milicia para que fueran menos precisos que los GPS militares, pero eso ya no corre y, en la práctica, se pretende renovar el sistema con uno que triplique las señales para usos civiles.
El plan de renovación costará USD 8.000 millones y se espera que tome unos 10 años a lo largo de los cuales se irán reemplazando los 24 satélites uno por uno. Este recambio consiste en 12 aparatos fabricados por Boeing y 18 por Lockheed Martin, lo cual arroja que 6 satélites sobrantes se guardarán por si otros se dañan. Estos nuevos satélites ofrecen mucho mayor precisión: si los actuales tienen un rango de error de poco más de 5 metros, el nuevo sistema debiera ofrecer precisión de un metro y menos.